“Ya le dije, sargento, que tuviera cuidado con los charcos…”

Y es que donde manda capitán…, ya se sabe

14

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *