El perro que viajó cientos de kilómetros para encontrar un hogar feliz. ¡Una historia CONMOVEDORA!

Angus se libró del sacrificio, pero su historia no acabó ahí

En la ciudad de Constanza, Rumanía, se inauguró un refugio de animales a la desesperada, que rápidamente se llenó con un número de perro que excedía con mucho su capacidad. Este “refugio” era un lugar miserable, donde los perros se peleaban a menudo, sus heridas no eran bien tratadas y pasaban bastante hambre. Aquí fue donde empezó la historia de Angus.

El pequeño Westie blanco fue introducido en un grupo de 150 perros dispuesto para el sacrificio en el plazo de 3 días; se intentaba así controlar el hacinamiento que sufrían los animales, ya que la eutanasia masiva parecía ser la mejor y más humana de las formas de hacerlo.

Pero Anne-Marie Dimi Marcu, una activista pro-derechos de los animales y socorrista, no estuvo de acuerdo. Habló con el alcalde y lo convenció para que retrasara el sacrificio algún tiempo y la dejara intentar encontrar un hogar a la mayor cantidad posible de perros.

Angus fue uno de los perros que salvó la vida aquel día, pero eso fue sólo el principio de su larga aventura. Averigua qué pasó con él, déjanos tus comentarios y comparte su historia si finalmente te resulta conmovedora:

Angus-Dog-1-600x748

Angus, un pequeño perrito de raza Westie, empezó su vida hacinado en un refugio de animales en Rumania.

Allí, fue atacado por otros perros; su pelaje enmarañado y azul revela los lugares donde tuvo que ser tratado con antiséptico.

Angus-Dog-2-600x332

Milagrosamente, Angus fue salvado por Anne-Marie Dimi Marcu, una activista de animales local. Ella trabajó sin descanso para garantizar que el mayor número de animales pudieran salir de ese refugio hacia un nuevo hogar.

Angus fue rescatado junto con otros 15 perros adultos y 11 cachorros.

Angus-Dog-3-600x600

Marcu, junto con otra activista llamada Madalina Cristea, consiguieron ponerse en contacto con Carol Richies, fundadora de Westies Rescued UK, una organización británica para acoger a ejemplares de esta raza. A través de este grupo se esperaba que pudieran proporcionarle a Angus un hogar y una familia que lo quisieran como él se merecía.

Angus-Dog-4

Angus fue metido en un transportín y transporta a cientos de kilómetros de distancia de sus horribles comienzos, hacia un futuro prometedor en Escocia.

Amanda Hill, que sabía de sus duras condiciones de vida hasta el momento gracias a Internet, accedió a brindarle su casa.

Angus-Dog-5

“Se sentía maravilloso entre los brazos”, declaró Hill. “Era tan suave y delicado, sobre todo teniendo en cuenta la vida que había tenido”.

Angus-Dog-6

Pero la lucha no había terminado para el pequeño Westie.

Mientras vivía en el refugio de Rumanía, Angus desarrolló una infección en su ojo. Un veterinario advirtió entonces que la úlcera ocular podría romperse en cualquier momento.

Angus-Dog-7

“Fui a dar a Angus un beso y un abrazo de buenos días como de costumbre”, explicó Amanda. “Esta extrañamente tranquilo, y cuando noté un lado de su cara mojado, supe que la úlcera se había reventado”.

Angus-Dog-8

Angus necesitó una operación de emergencia para extirparle el ojo.

Pero a pesar de este nuevo revés, el perrito consiguió salir adelante.

Angus-Dog-91-850x858

Angus sin duda ha sufrido mucho en los últimos años, pero al fin ha encontrado un hogar amoroso donde seguro que lo quieren y lo cuidan por el resto de sus días.

Fuente: LITTLETHINGS.COM

 

Deja un comentario